Bolivia declarada libre de analfabetismo

El secretario de Asuntos Políticos de la OEA, Dante Caputo, representará este domingo al secretario general, José Miguel Insulza, en el acto en el que Bolivia será declarado libre de analfabetismo, informó hoy el organismo. El pasado 10 de diciembre, Evo Morales, había anunciado la visita de Insulza al país con motivo del acto, pero finalmente será Caupto quien asista a la ceremonia.

El acto, en el que Bolivia se convertirá oficialmente en el tercer país libre de analfabetos de Latinoamérica, después de Cuba y Venezuela, se realizará en la región central de Cochabamba. Cuba y Venezuela ayudaron con sus asesores y cooperantes en la campaña boliviana, que alfabetizó a 823 mil 256 personas desde el año 2006 con el método cubano «Yo sí puedo».

El Fondo de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (Unesco) , al que Bolivia solicitó certificar sus avances, establece que si en un país sabe leer y escribir más del 96 por ciento de la población mayor de 15 años, puede ser declarado libre de analfabetismo.

El proyecto impulsado por el presidente boliviano, Evo Morales, se desarrolló con el apoyo de 45 mil mediadores que llevaron a cabo sus tareas de alfabetización en 27 mil puntos del país.

El coste del programa fue de 36,7 millones de dólares, que fueron invertidos en una intensa campaña que se extendió por 33 meses a lo largo y ancho del país.

Luego de cumplir las metas en Bolivia, que será declarada libre de analfabetismo el próximo sábado 20 de diciembre, con metodología y voluntarios cubanos y venezolanos, Morales pidió a su Ministro de Educación que elabore un «presupuesto especial» para apoyar a Paraguay.

«Ahora mi deseo es que Cuba, Venezuela y Bolivia ayudemos a Paraguay todos para erradicar el analfabetismo en la hermana república de Paraguay», dijo Morales en un acto de cierre de la campaña de alfabetización en la localidad de Riberalta (noreste).

Morales se dijo dispuesto a cooperar con el presidente de Paraguay, Fernando Lugo, de quien dijo que «allá tenemos a un obispo de la iglesia católica, trabajando igual que trabajamos acá» en favor del pueblo.

El mandatario boliviano dijo que así como Cuba fue a Venezuela a derrotar el analfabetismo y luego ambos llegaron a Bolivia con el mismo propósito «ahora mi deseo es que ayudemos a Paraguay».

«Le pedí al Ministro de Educación que haga un presupuesto especial para movilizar a nuestros expertos, a nuestros trabajadores sociales, a jóvenes (…) y utilizando nuestros recursos económicos podemos movilizarnos hacia Paraguay y así poco a poco avanzar a toda latinoamérica», dijo.

El jefe de Estado destacó que «Cuba nos enseña a ser solidarios, pero una ayuda incondicional sin pedir nada» y mencionó que «lo mejor que aprendí de Fidel (Castro) es cómo ser solidario, pero esa solidaridad practicar en salud y educación».

Respecto a las susceptibilidades que despierta en algunos sectores la presencia de cubanos en Bolivia, Morales dijo: «Cuba no viene a acaparar miles de hectáreas ni viene a adueñarse de campos petrolíferos ni viene a privatizar empresas del Estado, sólo viene a ayudarnos (..) a erradicar el analfabetismo».

En dos años y medio de campaña «se han graduado 819.417 participantes, que significa el 99,5 % del total a alfabetizar», según datos del Ministerio de Educación boliviano.

Fuentes: EFE / AFP

Posts Relacionados:

También te podría gustar...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.